Santiago Ixcuintla, rincón de Nayarit con tradición y bellas playas

Esta ciudad, fundada en 1530 por Nuño Beltrán de Guzmán, cautiva con esa esencia de lo mexicano al recorrer su centro histórico, desde la plaza principal en la que destaca el Palacio Municipal, el cual data de 1890, y un reloj muy peculiar.

Santiago Ixcuintla, rincón de Nayarit con tradición y bellas playas

Nayarit, 13 de enero.- Santiago Ixcuintla es un destino turístico nayarita, con lugares históricos, tradiciones, leyendas, bellas playas para el deleite del visitante y rica gastronomía  que conjuga productos marinos y la típica comida mexicana.  

En la plaza principal, en la que destaca el Palacio Municipal, se encuentra un reloj muy particular, pues el número cuatro romano está escrito con una simbología distinta al que se conoce; se dice que este reloj estaba destinado a la ciudad de Santiago de Chile, pero por una equivocación fue desembarcado en el Puerto de San Blas y enviado a Santiago Ixcuintla, Nayarit.

Esta comunidad se distingue por sus tradiciones, costumbres, mitos y leyendas. Una de las más populares surge con la llegada de la imagen del Señor de la Ascensión, la cual, se dice, llegó a la iglesia empujada por unas vacas durante una inundación por el desbordamiento del río Santiago. Los pobladores que se refugiaban en el templo lo tomaron como un milagro, ya que al llegar dejó de llover y el nivel del agua comenzó a bajar.

Desde ese día, los santiaguenses le agradecen y se encomiendan a Él ante cualquier fenómeno natural. Su festividad se realiza un jueves de mayo, denominándolo jueves de Ascensión dentro de la Feria de la Primavera, uno de los eventos más importantes que atrae turismo regional por su tradicional desfile de rompimiento, eventos culturales, algarabía y folclor.

Para pasar la noche, hay hoteles ubicados en el centro, los cuales ofrecen todos los servicios para una estancia confortable. Entre otras actividades, se recomienda pasear por el centro histórico, admirar edificios históricos, casonas y obras de arte contemporáneo, observar el emblemático mural llamado Nuestras Raíces, de mil 100 metros cuadrados de mosaico cortado de intensos colores, en el que se plasma el origen de la mexicanidad.

Visitar la Parroquia del Señor de la Ascensión construida en el siglo XIX, su cruz atrial y el arco de cantera, conocer las playas el Sesteo y los Corchos, la Isla de Mexcaltitan y deleitarse con unos riquísimos ostiones en Boca de Camichín.

Con información e imágenes de Nómada Noticias y Galu Comunicación.