Muñecas de trapo otomíes, símbolo un Pueblo Mágico

Además de duplicar el turismo de Amealco, gracias a estas particulares artesanías, su función también es importante en la enseñanza de los roles sociales y valores culturales en las nuevas generaciones.

Muñecas de trapo otomíes, símbolo un Pueblo Mágico

Cancún, 3 de octubre.- Símbolo de las profundas raíces culturales de los pueblos indígenas queretanos, las muñecas de trapo otomíes, elaboradas en el Pueblo Mágico de Amealco, se han convertido en patrimonio cultural de ese estado.

Este reconocimiento cultural no sólo ha vuelto las miradas a esta peculiar artesanía, sino que muchas familias de origen otomí han hecho de esta tradición su principal sustento.

La elaboración de estas muñecas desempeña un papel importante en la enseñanza de los roles sociales y valores culturales en las nuevas generaciones en Amealco desde hace años, por lo que haber hecho visibles e integrado a las familias en el desarrollo turístico de Querétaro, impactó positivamente en la supervivencia de las tradiciones y en la economía de ese municipio.

Es toda una experiencia para los amantes de las tradiciones y del turismo rural, recorrer los bucólicos paisajes amealcenses, las praderas e internarte en ese pintoresco municipio para llegar a las casas-talleres, donde se elaboran estas peculiares artesanías.

Familias completas se encuentran tan involucrados en esta tradición, que llegan a producir hasta 300 mil muñecas al año en todo el municipio.

Conscientes también de la época actual, se pueden encontrar muñecas con un toque de Catrinas, propio de la celebración del Día de Muertos, o incluso de Fridas, en honor a la famosa pintora mexicana.

Hoy en día pueden ser vistas en los caminos de Amealco e, incluso, en la ciudad de Querétaro, mujeres que lucen sus vestidos típicos, representados en estas muñecas artesanales. De hecho, el turismo en ese Pueblo Mágico se duplicó en estos años, gracias al impacto de esas artesanías.

Con información e imégenes de Nómada Noticias y Galu Comunucación.