Huachinango, escenario de aventura y naturaleza 

Entre vegetación, aromas florales, gastronomía exquisita y arquitectura colonial, este Pueblo Mágico ofrece gran variedad de actividades para sus visitantes.

Huachinango, escenario de aventura y naturaleza 

Cancún, 16 de octubre.- Huauchinango es un Pueblo Mágico, ubicado al centro de la Sierra poblana, rodeado de ríos y cascadas, que lo hacen un lugar ideal para el turismo de aventura y naturaleza; incluso, es escenario de eventos como el Raid Adventure o el Extreme Tour.

El poblado conserva un encanto colonial, que despierta los sentidos por perfumadas azaleas y orquídeas, y el aromático cacahuate tostado, que mujeres ataviadas con sus trajes típicos venden en la localidad.

En 1116 se asentaron en este territorio los Chichimecas. El único rastro de esa época son los cerritos de la colonia El Cerrito, y la piedra de los sacrificios en la Sacristía del Convento Agustino de la Ciudad. En 1527 los conquistadores fundaron los barrios que hasta hoy se mantienen y en 1866 se erigió su Palacio Municipal.

Ubicado a mil 520 metros sobre el nivel del mar, tiene una temperatura media de 26 grados Celsius y climas semicálido, subhúmedo y templado húmedo, con lluvias en verano y frío durante el invierno. 

Su vegetación principal son bosques de encino, ocote y pino. La economía local tiene buena base en la floricultura, pues produce azaleas, begonias, dalias, camelias, jazmines, magnolias y tulipanes, entre otras variedades.

La cocina es resultado de la mezcla indígena y mestiza, como el adobo de pollo con hongos, chile macho con huevo, enchiladas de chile macho, gordita de tuétano de res, mixiotes de pollo y cerdo, mole serrano con arroz, pollo en hongo o en chiltepín, o el Chilponzontli con hojas de lengua de vaca (especie de mole de olla) por mencionar algunos.

Hay variados postres que ofrecen manzanas en su jugo o al horno, dulce de guayaba, chayotes con miel, dulce de calabaza y chilacayote, pan de elote, pepitorias y los célebres tlascales de maíz. Para beber hay atoles, cremas y vinos de capulín, macadamia, moras, piña y zarzamora.

La artesanías son principalmente ofrece bisutería, bordados y tejidos, al igual que madera tallada.

Con información de Nómada Noticias y Galu Comunicación.